Espacio Yoga – Buenos Aires

1a

 

Estilos de Yoga
Si bien las sendas principales del Yoga son cuatro o cinco según el autor que se tome (Hatha Yoga; Raja Yoga; Jñana Yoga; Bhakti Yoga; Karma Yoga), estilos de Yoga hay muchos y muchos de ellos tienen el sello del instructor que los imparte. A los largo de esto años me he formado y me formo en en algunos de ellos.Mi primer acercamiento fue al Yoga Integral, como practicante y más tarde, como Instructora. Posteriormente tomé algunos cursos y talleres de especializaciones, entre ellos, Yoga para embarazadas, pero finalmente y mi mayor aprendizaje fue en el transcurso del embarazo de mi primer hijo Nicolás, durante el cual practique Yoga hasta la ultima semana antes del parto.Luego del nacimiento de Nico decidí comenzar a praticar Ashtanga Yoga, una asignatura pendiente. Y al mismo tiempo me encontré con una maestra en Yoga, Viviana Sapia, quien me ha instruído en Hatha Yoga, madre de la mayor parte de los estilos de Yoga difundidos en occidente.Estos son los estilos de Yoga que pueden encontrar en mis clases. Les djeo un breve resumen.

Hatha Yoga

HA quiere decir luna y THA, sol. Hatha Yoga por lo tanto es el Yoga de la unión entre el Sol y la Luna, entendiendo que el sol representa la fuerza vital y la luna, la fuerza mental. En consecuencia, este tipo de Yoga busca equilibrar nuestras energías.

Con el fin de equilibrar nuestra energia o prana, el hatha yoga se vale de una serie de posturas físicas, llamadas asanas, y por ello seguramente se ha difundido como el Yoga de las posturas físicas. Sin embargo, el Hatha Yoga trabaja mucho más que el físico, se trata de un sistema de técnicas psico-fisiológicas. Estas técnicas incluyen asanas (posturas de yoga), bandhas (llaves energéticas), pranayamas (ejercicios de respiración o control de la energía vital) y mudras (gestos). Estas técnicas se ocupan del cuerpo no solo en lo físico, sino en el funcionamiento fisiológico, esto es, los diferentes órganos, aparatos y sistemas, buscando además calmar la mente y equilibrar las emociones.

Las asanas tienen varios propósitos. Además de ayudar a mejorar el funcionamiento del organismo en general, buscan su depuración y la preparación del cuerpo para meditar, a nivel físico y a nivel mental. Los pranayamas, son ejercicios de control de la energía vital o prana, cuyo propósito es limpiar el organismo, podría decirse a un nivel más energético, e inducir al ser humano en su conjunto a un estadio previo a la meditación. Las bandhas son básicamente contracciones sostenidas que se practican en diferentes partes del cuerpo cuyo objetivo es el control de la energía interna. Y, por último, los mudras son gestos que tienen poderosos significados para meditar.

Leer el artículo completo, click aquí.
Ashtanga Vinyasa Yoga

El Ashtanga Vinyasa Yoga se trata de series de posturas definidas. Si bien existen seis series, se practican principalmente dos de ellas, SURYANAMASKAR A y SURYANAMASKAR B. Se trata de dos secuencias de posturas de movimientos precisos unidas entre sí a través de la respiración. Estas series contienen todos los elementos para una vida saludable.

El aprendizaje de la serie se realiza progresivamente y teniendo en cuenta las destrezas y limitaciones de cada alumno.

La respiración que se trabaja es ujjayi, un pranayama muy poderoso que logra mantener el calor interno del cuerpo durante toda la práctica.

La mirada (drishties), se coloca en puntos específicos en cada postura lo que focaliza la mente y favorece la concentración en toda la práctica para meditar. A medida que se avanza en la práctica, la serie se memoriza y nos permite llegar a una meditación en movimiento mientras se realizan las asanas.

Se aplica mulha bandha o llave, que sella la energía del cuerpo evitando su dispersión. De esta forma la respiración resulta el motor de la energía que comienza a circular por todo el cuerpo.
Se trata de una clase de Yoga más intensa de lo convencional que puede denominarse Yoga Training. En la clase se trabaja:
– Namaskar A y B de la serie
– Respiración consciente
– Relajación
– Meditación en movimiento

Leer el artículo completo, click aquí
Vinyasa Yoga

Vinyasa son secuencias de asanas (posturas) de Yoga que se entrelazan entre sí de forma fluida coordinadas con la respiración, la base del Yoga. Se trabaja así la coordinación a través de movimientos y respiración conjuntos y la concentración focalizando en las series de posturas.
Leer el artículo completo, click aquí.
Yogaterapia con elementos de Eutonia

Yogaterapia, es una terapia espiritual que trabaja especialmente la dimensión emocional y afectiva del ser humano, el objetivo es mejorar la calidad de vida y que el alumno pueda a través de diferentes movimientos y con ayuda de la respiración llevar conciencia a aquellas partes del cuerpo acorazadas y/o doloridas.

La combinación con Eutonia, ayuda a regular el tono de tu cuerpo, lo equilibra. La esencia del trabajo eutónico radica en la forma en que desarrollamos nuestra conciencia al realiza un ejercicio, y no tanto en el ejercicio mismo. Se trabaja desde la conciencia de la piel que nos da continencia y limite y del hueso que nos da volumen, apoyo, sostén y seguridad.

En las clases de Yogaterapia con elementos de eutonía, incorporamos pelotas de diferentes tamaños y densidades, toallas, ejercicios de higiene de columna y movilidad de las articulaciones.

Ambas técnicas, invitan a que el alumno clase a clase pueda sentir su cuerpo mas libre, flexible, despertar otra conciencia en su cuerpo, desbloqueando emociones reprimidas y así lograr un mejor vinculo con los otros y con si mismo.

Especialmente recomendado en casos de tensiones cronicas – contracturas en general -operación de columna – fibromialgia artrosis – artritis – dolores crónicos, miedos, estress, entre otras.
Yoga para embarazadas

En los encuentros de Yoga para embarazadas, nos concentramos en la mamá y su bebé. Me gusta llamarlos encuentros porque tienen una energía diferentes. Nos encontramos entre nosotras, con nuestras panzas, pero también es un tiempo de encuentro de cada una de ustedes con sus bebés.

Durante la hora aproximada que duran estos encuentro, trabajamos para mejorara la postura y la flexibilidad de la mamá, nos preparamos con ejercicios de respiración profunda para transitar el momento del parto, y ejercicios de relajación y meditación para transitar las nueve lunas de forma tranquila y feliz.

Como instructora de Yoga, busco que las alumnas embarazadas se sientan cómodas y puedan aliviar dolores en posturas específicas, que se preparen físicamente para los cambios corporales que va a transitar su cuerpo durante el embarazo y post-parto y que puedan meditar para conectarse con ellas misma y con su bebé. Pero como mamá, quiero que el objetivo principal sea el disfrute de este momento único que es el embarazo y la gestación de una vida y de este tiempo que decidieron dedicarle específicamente para conectarse con esta maravillosa etapa que aunque parezca que es larga, pasa rápido.

Los papás pueden venir también!!!
___________________________________________________________________________

Una pregunta frecuente es, ¿qué es el Yoga? O, ¿cómo son las clases de Yoga?
Algunos piensan que es algún tipo de religión o una actividad para gente “tranquila”. Imaginan que en las clases nos sentamos en la clásica postura de indio y allí nos quedamos contemplando el infinito. O, por el contrario, que nos enroscamos para llegar a una postura a la que pocos pueden acceder.

El Yoga nos permite trabajar cuerpo, mente y espíritu. A nivel físico, es una actividad completa que trabaja flexibilidad, fuerza, elongación y equilibrio. Muchos alumnos activos deportivamente se sorprenden en sus primeras prácticas.

A nivel mental y espiritual, a través de la respiración y la meditación combinados con el tipo de ejercicios que se realizan nos permite abstraernos, focalizarnos y encontrar nuestra esencia permitiéndonos salir de la vorágine y el stress cotidiano.

Desde lo formal, si consultamos el diccionario de la Real Academia Española dirá “conjunto de disciplinas físico-mentales originales de la India, destinadas a conseguir la perfección espiritual y la unión con lo absoluto”.

Etimológicamente, la palabra Yoga deviene del sánscrito (idioma antiguo de la India) y significa unión: (i) unión con Dios (sin importar la religión del alumno); (ii) unión con uno mismo, porque desarrolla al ser humano en todos sus aspectos: físico, mental, psicológico y espiritual.

Existen diferentes sendas o métodos de Yoga que ya desarrollaremos, pero que resumidamente podemos definir como:

KARMA YOGA: sendero de la acción.
BAKTI YOGA: sendero de la devoción y el amor.
GÑANA YOGA: sendero de la indagación.
RAJA YOGA: sendero de la introspección.
HATHA YOGA: sendero del equilibrio de las energías interiores.

Se trata de distintos métodos que fueron consignados por diferentes maestros. Todos ellos son validos, siempre y cuando respondan al objetivo que el alumno se plantea cuando comienza su práctica.

___________________________________________________________________________

La meditación es el objetivo principal de la práctica de Yoga para calmar los pensamientos en la mente. Es la forma más perfecta de concentración. La diferencia entre meditación y concentración radica en que concentrarse significa fijar la mente en un objeto, mientras que cuando meditamos buscamos calmar la mente y que los pensamientos cesen.

Las practica de posturas (asanas), los ejercicios de respiración (pranayamas) y la relajación junto con la experiencia de la introspección (pratyahara) ejercitan nuestro cuerpo y mente para aumentar nuestra capacidad de concentración. Las asanas nos permiten preparar nuestro cuerpo para mantener una postura por tiempo prolongado y los pranayamas y la relajación despejan nuestra mente de pensamientos para llegar paulatinamente a meditar.

En relación a este tema recurro a una de las grandes maestras del Yoga de todos los tiempos Mataji Indra Devi en su libro “Respirar bien para vivir mejor”, en el que dice lo siguiente:

“El objetivo de la meditación consiste en unir la materia con el espíritu, al hombre, el finito, con lo infinito, la conciencia de sí mismo con la conciencia universal. “

Y más adelante agrega:

“En la meditación no rezamos; solamente contemplamos, hasta que la mente deja de funcionar y el corazón toma las riendas. Sólo entonces podemos comunicarnos con lo Divino.”

Más allá de la explicación que yo pueda intentar transmitir sobre qué es meditar, no existe otra forma de saberlo que no sea haciendo la propia experiencia. La experiencia de meditar es personal. Cada uno llega de manera diferente y a su tiempo; es por ello que es intransferible. No hace falta ningún conocimiento específico para intentarlo. Pero sí mucha práctica, dedicación y paciencia.

En mi experiencia personal, y tratando de traducirlo en palabras, puedo decir que es una sensación de calma y felicidad que no había experimentada anteriormente.

Se dice que la paz del mundo llegará de la mano de la meditación; y suena lógico si logramos conquistar un estado de paz y armonía cada uno de nosotros a través de esta práctica.

___________________________________________________________________________

El estilo Ashtanga Vinyasa Yoga se hace cada vez más conocido y difundido. Muchos personajes famosos han declarado dedicarse a la práctica de este tipo de yoga, lo cual ha despertado gran interés en el público en general.

Ashtanga yoga se refiere a los ocho pasos o grados en la práctica del Yoga (ver Grados en la práctica del Yoga, el aporte de Pantañjali) y es el marco teórico/filosófico en el que se inscribe el Ashtanga Vinyasa Yoga. Básicamente, es una progresión de un estadío a otro que transita el practicante de manera gradual. La traducción literal de vinyasa es serie o secuencia, pero podría decirse que en este estilo es RESPIRACIÓN + MOVIMIENTO.

Ashtanga Vinyasa Yoga se trata de series de posturas definidas. Si bien existen seis series, se practica generalmente la Serie I. Se trata de secuencias de posturas con movimientos unidas entre sí a través de la respiración (vinyasas). Esta primer serie contiene todos los elementos para una vida saludable. Es una serie de desintoxicación y fortalecimiento.

Todas las series comienzan con SURYANAMASKAR A y SURYANAMASKAR B y la serie de posturas fundamentales de pie. Luego se practican las posturas propias de la serie que se está practicando. Y se finaliza con las posturas de cierre (que se practican siempre, excepto mujeres en los días del período).

Recién cuando se realiza correctamente la Serie I completa, se comienza a practicar al Serie II, y así con las otras series.
practica de ashtanga yoga – clases de ashtanga yoga

Ashtanga Vinyasa Yoga. Serie I.

El aprendizaje de la serie se realiza progresivamente y teniendo en cuenta las destrezas y limitaciones de cada alumno.

La respiración que se trabaja es ujjayi, un pranayama muy poderoso que logra mantener el calor interno del cuerpo durante toda la práctica.

La mirada (dristies), se coloca en puntos específicos en cada postura lo que focaliza la mente y favorece la concentración en toda la práctica para meditar. A medida que se avanza en la práctica, la serie se memoriza y nos permite llegar a una meditación en movimiento mientras se realizan las asanas.

Se aplica mulha bandha o llave, que sella la energía del cuerpo evitando su dispersión. De esta forma la respiración resulta el motor de la energía que comienza a circular por todo el cuerpo.

IMPORTANTE!

Como el mismo video aclara, este video no pretende ser un video de ejercicios para practicar solos, sino una demostración de la primera serie con alumnos muy avanzados en la técnica. No obstante, me parece que está bueno compartir a lo que se puede llegar a hacer con práctica, constancia y dedicación!

Respirar correctamente resulta una fuente de salud. A través de la respiración nuestras células adquieren oxígeno para reproducirse.

Generalmente no somos concientes de nuestra respiración. Y no nos damos cuenta de la importancia que tiene. Sin respirar, no vivimos. Y si tenemos en cuenta que la respiración existe hasta a nivel celular, entenderemos mejor el por qué de su importancia: una célula que no respira bien, es afectada en su funcionamiento total. Lo mismo pasa con nuestro organismo, si no lo oxigenamos correctamente, los diferentes sistemas que lo componen comienzan a tener deficiencias en su funcionamiento.

La respiración profunda y completa que se practica en técnica del Yoga tiene un porqué y es la purificación del aire que inspiramos. En primer lugar, a través de las vellosidades de las fosas nasales, y más arriba, en las mucosas nasales. Las partículas que contaminan el aire quedan retenidas, y el aire que ingresamos a nuestro organismo resulta mucho más puro. Si respiramos por la boca, estas partículas no tienen barreras que frenen su paso, ingresando directamente a pulmones. Además, el aire en contacto con las mucosas, se calienta y así ingresa al organismo sin causarle molestias. El aire que respiramos por la boca no tiene este proceso y puede afectar la garganta generando enfermedades.

Cuando exhalamos, también por los orificios nasales, se eliminan los desechos del aire inspirado, como así también, las partículas nocivas que quedaron retenidas en las vellosidades nasales y las mucosas en la inspiración.

___________________________________________________________________________
Hidalgo 800, esquina Arengreen.

 

Fuente

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s